Crónicas tanzanas V: Ir a Dadaab y no morir en el intento

Esto debería ser una crónica tanzana, pero estoy en Kenia, así que volvemos a las crónicas kenianas que aparqué hace dos meses. Dejé Tanzania con todo el dolor de mi corazón, un dolor solo apaciguado por las búsquedas de vuelos Sigue leyendo →