Aeropuerto de Bérgamo: cómo sobrevivir a una noche si eres un viajero precario

Lo primero que uno debe saber si decide hacer noche en el Aeropuerto de Orio al Serio, el de Bérgamo (Italia), es que posiblemente mucha gente habrá tenido la misma idea. Por tanto, asegúrate de que tu vuelo no es de los últimos en llegar, porque en ese caso te verás obligado a dormir en el duro y frio suelo de la terminal de llegadas. Si uno es tiquimiquis, mejor que se busque alojamiento en Bergamo city, porque en el aeropuerto, la verdad, muchas comodidades no hay.

Para empezar, la terminal de salidas no abre hasta las cuatro de la madrugada, y lo mismo ocurre con la sala VIP, esa en la que yo pensaba refugiarme durante mis casi 10 horas de escala por unos 15 euros… un sablazo teniendo en cuenta que no abre 24 horas.

Si eres viajero y te encuentras como yo, es decir, con toda la noche por delante y sin ganas y/o dinero para buscar hotel, tu única opción es pillar un asiento metálico -o dos con mucha suerte-  y tratar de echarte una cabezada. Yo he llegado a las doce de la noche y tras un rápido vistazo me he dado cuenta de mi mala suerte. Todos los sitios buenos (en la escala que usaría un sin techo) están ya cogidos: los bancos metálicos, las escaleras de caracol, el hueco entra una pared y un cajero automático… y hasta un rinconcito de unos dos metros de profundidad por unos cinco de ancho donde se ha metido a dormir una familia india al completo, con los saris puestos y todo.

Dadas mis malas perspectivas, no he podido elegir más que un minúsculo hueco junto a una puerta cerrada con llave, enfrente de la oficina de alquiler de coches de Hertz y el puesto de primeros auxilios. A unos diez metros tengo la salida a la calle, y entra fresco.

La mayoría de la gente duerme, lee o charla con el vecino/familia/amigos/pareja. Hay muchas parejitas compartiendo precariedad aeroportuaria, la mayoría con mochilas enormes. Les envidio.

Vistas desde mi ‘suite’ a las dos de la madrugada

DIEZ HORAS DESPUÉS…

Cosas que he aprendido en las diez horas que llevo fuera de casa:

  • Dormir en un aeropuerto, nunca mais. Máxime cuando una va sola. Además de lo incómodo, los estados de ánimo melancólico-depresivos se ven considerablemente incrementados. No merece la pena, he dormido dos horas y voy a llegar a Budapest hecha un trapo, por lo que calculo que no voy a aprovechar mucho el día.
  • Si no hay más remedio que pasar la noche en plan indigente, los archiperres para dormir, sirven: tapones de oídos, antifaz para que no moleste la luz en los ojos, almohada o colchonetilla hinchable (en los chinos siempre las venden por poco dinero)… son imprescindibles. Menuda envidia me han dado los que he visto durmiendo a pierna suelta con todo el kit, cómodos, calentitos en sus sacos y aislados de la luz y el ruido. Mientras, yo me retorcía en el suelo, en una silla y en un banco después.
  • Llevar comida de casa o de un supermercado es bien. Si hay que pasar la noche en el aeropuerto, mejor ir provisto de víveres. Todo es caro, pero es que encima todo tiene muy buena pinta, al menos en Italia. De no ser por los bocatas de tortilla que me llevé de casa, mi bolsillo hubiera sufrido un serio quebranto.
  • No contar con la sala VIP. Está dentro de la zona de embarque y solo abre de 6 a 11 y de 17 a 23 horas. Menudo timo…

Dicho esto, me dispongo a abandonar este puñetero aeropuerto y este maldito país. A ver si puedo dormir un par de horas del tirón durante el vuelo a Budapest. De momento, llevo un niño pesado sentado delante de mi que no para de gritar “Mamma, documenti!!”

5 Replies to “Aeropuerto de Bérgamo: cómo sobrevivir a una noche si eres un viajero precario”

    • Lola Hierro Post author

      Mucha suerte!!! lo bueno de pasar la noche en Bérgamo es saber que lo que te espera es un viaje por delante, y eso siempre es bueno y da ánimos! Espero que te pases por aquí de nuevo y me cuentes qué tal fue la cosa 🙂

      Reply
    • Lola Hierro Post author

      Pues te deseo toda la suerte y la paciencia del mundo, Catalina, que te va a hacer falta. Recuerda: los mejores sitios (los asientos) se llenan pronto, asi que ve rauda a por uno! Un abrazo y gracias por pasarte!

      Reply

¿Te ha gustado este artículo? Puedes darme tu opinión dejando un comentario